Encuentra tu casa rural en Cataluña

Nº 1 en casas rurales en Cataluña. Seguro que aquí encuentras lo que buscas

Reserva tu casa rural fácil y rápidamente

Respuesta en menos de 24 horas

Además, las casas marcadas como Reserva Inmediata pueden ser alquiladas en el mismo momento.
Sin esperas.

Pago con tarjeta

Reserva fácilmente tu casa rural pagando con tarjeta de crédito, en sólo 3 pasos. También puedes pagar con PayPal o por transferencia bancaria.

Consulta los precios directamente

Precios directamente calculados en la web. Sin sorpresas de última hora.

Casas destacadas

Apúntate a nuestra newsletter

Destinos, casas rurales, ideas, promociones. 1 vez a mes, y ¡gratis!

En Somrurals, trabajamos a diario para ayudarte con el alquiler de casas rurales Cataluña.

Ya tenemos opción de Reserva Inmediata.

Tratamos de agilizar al máximo la gestión de las reservas del turismo rural en Cataluña, un sector tradicionalmente caracterizado por la gestión lenta y poco organizada de las reservas.

Consulta casa rural Catalunya con su respectivo precio, filtrando por los criterios que consideres interesantes para la búsqueda. También podrás consultar la disponibilidad de la casas, no es siempre al 100%, la singularidad del sector y gestión de algunos propietarios no lo permite, pero nos acercamos bastante.

Nos comprometemos a ofrecer una respuesta en un periodo inferior a 24h. Recibirás un mail para formalizar la reserva, con opción de pago por tarjeta o transferencia bancaria. De no encontrarse disponible la casa rural, trabajamos para ofrecerte la alternativa parecida a la consultada. No dejamos un mail sin respuesta.

Nos queremos diferenciar de grandes portales de reservas, especialmente grandes webs internacionales, aquí entrarás un trato personalizado y ágil.

¿Necesitas más motivos? Encuentra tu casa rural Cataluña.

Orígenes e identidad del turismo rural

Cataluña es una tierra con una gran tradición campesina, de hecho, una gran parte del territorio está conformado por tierras de cultivo principalmente de secano, pero también los hay de regadío. En el siglo XIV fue cuando campesinado cogió más importancia con la creación de más casas rurales que servían de alojamiento para la extensa familia, mozos, y pastores, que todos de ellos se encargaban de trabajar las tierras para obtener productos como vino, harina, aceite, embutidos, o esparto.
 
La crisis del mundo tradicional, y del campo en particular, es una realidad que desde hace décadas afecta a muchas comarcas catalanas. Para tratar de afrontar la mencionada crisis y disminuir sus efectos, uno de los retos del mundo rural es la diversificación de sus actividades y atraer nuevos sectores emergentes.

Cataluña, una de las principales regiones turísticas de Europa, ha incorporado relativamente tarde el turismo rural. No fue hasta la década de los años noventa que el turismo rural comenzó a crecer notablemente. De manera gradual, se ha ido posicionando como un sector estratégico para las comarcas de interior y de montaña; y en este punto, el fuerte crecimiento de las casas rurales en Cataluña nos demuestra que esta actividad turística comienza a convertirse en una alternativa de ocio al turismo sol y playa y a otras ofertas más masivas.
 
Cataluña es una de las regiones punteras en turismo rural, y esto se debe a varios factores. La combinación entre un territorio lleno de contrastes y la gran oferta y profesionalización que se tiene. En Cataluña siempre encontrarás lo que buscas, desde la alta montaña en los Pirineos, pasando por los entrañables pueblos de interior, hasta la larga costa que va desde el Cap de Creus hasta el Delta del Ebro.

Características de las casas rurales en Cataluña

Un aspecto clave en la relación de Cataluña y el Turismo rural son sus casas rurales. Famosas construcciones y detalles que son tan característicos de esta maravillosa zona. Masías, y eras, donde antiguamente los campesinos y colonos convivían con el día a día de las actividades ganaderas y agrarias, son algunas de las edificaciones que podremos encontrar por todo el territorio.
 
Las casas rurales en Cataluña tienen una estructura similar en todo el territorio, con días plantas y una buhardilla. Sin embargo existen diferencias notables según la zona en que se encuentran, no es igual una masía de los Pirineos que una masía en el Penedès. Las casas solariegas, son alojamientos más grandes y que antes eran totalmente autosuficientes, es por eso que vivían hasta tres generaciones a la misma vez.

Los materiales como la piedra, la madera, y los tejados de pizarra para no acumular la nieve, son elementos característicos de una casa rural en Catalunya, que se encargan de transmitir la calidez y tradición tan especial del turismo rural. Y como no mencionar la bóveda catalana, otro rasgo característico en las construcciones rurales en Cataluña que podremos observar en muchas de las casas rurales.
 
Las casas rurales catalanas las podemos encontrar tanto en los núcleos de los pequeños pueblos como aisladas en medio del entorno natural. También en muchas casas rurales de Cataluña rural podrás practicar el agroturismo y vivir ti mismo como es el día a día a un entorno rural, ya sea cuidando el huerto, o desayunar una tortilla con los huevos recientes cosechados de la mañana.

Turismo rural de interior

Osona, Berguedà, y el Solsonès, entre otras, son las tres comarcas en el interior de Cataluña con una mayor oferta de casas rurales. Ideales para ir tanto en invierno como en verano, las masías tradicionales de la zona cuentan con todo tipo de equipamiento y una gran oferta de actividades y lugares de interés.
 
El interior de Cataluña tiene un gran encanto, repleto de pequeños pueblos como Sant Jaume de Frontanyà, (el más pequeño de Cataluña), y ciudades alejadas de la masificación y con una gran tradición como Berga con la famosa fiesta de la Patum, la que ha sido recientemente declarada como Patrimonio de la Humanidad, o Vic, con la Plaza Mayor y sus famosos embutidos.

Para el entorno natural también se pueden hacer muchas excursiones emblemáticas, de entre las que destacamos la Fageda d'en Jordà en la Garrotxa, la famosa montaña del Pedraforca el Berguedà, el Montseny y Sant Miquel del Fai en Osona, y el emblemático pantano de Sau con su campanario que sobresale.
 
Todo el año es una buena época para visitar el interior de Cataluña, en invierno se contemplan las cumbres nevadas de las montañas y las temperaturas no son demasiado frías, en verano se pueden hacer la mayoría de las actividades y las temperaturas son suaves, y finalmente en otoño el cambio de color de las hojas crea un espectáculo en los bosques con los diferentes tonos cálidos. Sin olvidarnos de que en gran parte del interior de Cataluña es una de las mejores zonas para ir a buscar setas!

Turismo rural de montaña

Cuando hablamos de montaña en Cataluña nos referimos directamente a los Pirineos, un lugar ideal para pasar unos días alejados de la masificación y el estrés del día a día, donde encontrar la paz entre las cumbres y los valles que van desde La Garrotxa hasta la valle de Aran.
 
En los pequeños pueblos que se encuentran entre montañas encontramos casas rurales de lo más rústicas y con un gran encanto, con las tradicionales tejados de pizarra muy típicas de la alta montaña para no acumular la nieve. Se trata de un entorno ideal en invierno para los amantes del esquí y en verano para los amantes del senderismo y excursionismo.

En los Pirineos catalanes hay muchos lugares de interés donde hacer una excursión y estos son algunos ejemplos: El Parque Natural de Aigüestortes y Estany de Sant Maurici, donde encontramos más de 200 lagos en la alta montaña, el parque Natural del Alt Pirineu presidido por la Pica d'Estats, el techo de Cataluña con 3.143 metros de altitud, el Parque Natural de Cadí y Moixeró con su rica fauna, o el Valle de Nuria con su santuario.

Turismo rural de costa

En Cataluña hay de todo y podemos encontrar una casa rural en cualquier rincón, también hay casas rurales en Cataluña cercanas a la costa, perfectas para hacer escapadas a los meses de verano y disfrutar de las maravillosas playas que encontramos a lo largo de la costa catalana. También cerca de la costa hay muchos caminos de ronda por donde se pueden hacer excursiones durante todos los meses del año.
 
Quizás la Costa Brava es la parte más conocida de toda la costa catalana, conformada por pequeños pueblos que antiguamente eran pueblos de pescadores, con las casas blancas y una gran tradición por sus calles. También destaca por sus fantásticas playas y calas de agua turquesa llenas de piedra y roca, de ahí el nombre de Costa Brava.

La costa que se encuentra más al sur del país es la llamada Costa Daurada, ideal para familias y los niños ya que cuenta con largas y anchas playas de arena fina donde se pueden hacer todo tipo de actividades tanto en la arena como actividades acuáticas. Se extiende hasta el Delta del Ebro, un entorno natural muy particular con una gran riqueza medioambiental y perfecto para hacer excursiones a pie o en bicicleta.